La Cabaña Brava 

Inicio

Foro

 

 

Noticias

Crónicas

Carteles
Asociación
Populares
Opinión
La Tauromaquia
El Aficionado
Prensa
Exposición
 
 
El Tauronauta
Informes
Publicaciones
Resúmenes
 

 

  Inicio >>     La Tauromaquia  >>        Búsquedas
La Tauromaquia tradicional
En Aragón y otra zonas anejas a la Ribera del Ebro existe una serie de festejos añejos que pierden sus raíces en lo más profundo de la historia y que se siguen celebrando en los pueblos que conforman esta zona geográfica. En estas páginas intentamos describir esta tauromaquia tradicional y hacer saber su impronta entre las gentes de estas tierras.

La Historia.

La Vaquilla de Teruel.

Los Recortadores.

Los Roscaderos.

El toro Ensogado.

El toro de soga

Varias son las tradiciones taurinas que permanecen vivas en Aragón, en plena pujanza, convertidas en festejos insustituibles cuando llegan las fechas más señaladas del año. Entre las más populares están las del toro de sogas, el toro ensogado, el toro de fuego, el toro jubillo, los roscaderos, los recortadores,... Algunas de ellas no son sino variantes de otras. De igual modo, se conserva la tradición de la suelta de vaquillas, espectáculo imprescindible en la mayoría de los pueblos, bien para correrlas por las calles o en la plaza, después de finalizar el espectáculo de toreo serio, ya se trate de corrida de toros o novilladas. Los encierros, al estilo de Pamplona, son menos frecuentes, pero también se dan en determinadas localidades aragonesas.

Merece la pena hacer un recorrido por estas tradiciones, que nos ponen en contacto directo con el pueblo, por cuanto son exponentes de su propio sentir. De paso, contribuirá más a comprender por qué Aragón es digno de figurar con una tauromaquia propia, máxime si se tiene en cuenta el olvido, interesado o no, en que lo han tenido sumido los autores especialistas del tema. Un olvido que, a pesar de todo, no se me antoja intencionado, sino causa de la ignorancia, detalle en el que no me cansaré de insistir.

Como quiera que esta web tampoco pretende ser una historia completa de la tauromaquia aragonesa, lo que procede es dar cuenta de la Tauromaquia, simplemente, tomando para ello los datos que se tienen a mano, a condición de que sean fidedignos y respondan a la realidad que más importa. Confío en que, de paso, se haga la luz sobre gran parte de la oscuridad que hasta ahora se ha venido sopor­tando, sin motivo que lo justificara.

Las tradiciones taurinas están ahí, en todos y cada uno de nuestros pueblos, basadas, unas veces, en la leyenda, y otras, en antecedentes históricos más o menos desfigurados —o idealizados— por el alma popular. No será necesario, por tanto, mencionar los nombres de las localidades donde se hallan todavía vigen­tes esas tradiciones, salvo en casos muy especiales, sobre todo los pertenecientes a las provincias de Zaragoza y Teruel. Huesca queda en clara desventaja, aunque también celebra buen número de festejos taurinos, y el hecho de que exista un menor número de tradiciones taurinas oscenses no viene sino a ratificar mi razonable incredulidad respecto a la supuesta procedencia pirenaica del toro bravo aragonés.

Citaremos, pues, las principales tradiciones que han llegado a nuestros días y recogeremos, como mayor aporte documental, el testimonio de otros autores que han escrito sobre ellas.

Atrás Principal Arriba Siguiente


Envía comentarios o sugerencias al respecto de esta página Web a:    webmaster@toroszgz.org

Para contactar con nuestra Asociación:

Por correo ordinario:  Asociación Cultural "La Cabaña Brava"

Apdo. de Correos 10208

50080  Zaragoza

Por e-mail:   toroszgz@toroszgz.org 

Las informaciones y artículos de opinión que aparecen en esta página pueden ser reproducidas por cualquier medio, siempre que se cite su procedencia y se comunique por e-mail a la Asociación editora, la cual no se responsabiliza del contenido de los artículos y noticias que van firmados.